Hoy hacen falta Luteros

Por Jonás Berea (jonasberea@gmail.com)
https://jonasberea.wordpress.com/

Ottmar Hoerl, Martin Lutero, Aquí estoy, WittenbergMañana, 31 de octubre de 2015, se cumplirán 498 años del día en que Martín Lutero clavó sus famosas 95 tesis sobre las indulgencias en la puerta de la iglesia del castillo de Wittemberg. En conmemoración de ese momento estelar de la historia, cada 31 de noviembre se celebra en todo el mundo el Día de la Reforma. Sigue leyendo

Anuncios

El cristiano y la guerra

El desafío bíblico de la no violencia

Georges Stéveny
https://jonasberea.wordpress.com/

Paths of Glory, 1917, by CRW Nevinson (1878-1958)La expresión fundamental de la ética cristiana es, sin duda, el amor. Amar a Dios, amar como Dios, amar al prójimo como a sí mismo, amar a Dios en el otro, amar al otro como a Dios… ¡Todo estriba en esto! El amor es el fruto del espíritu (Gál. 5: 22) y el signo distintivo del cristiano auténtico: «En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos con los otros» (Juan 13: 35). Sabemos que el amor sobrepasa la fe y la esperanza. Contiene el germen de la vida eterna (1 Cor. 13: 13). Jesús vivió el amor hasta la cruz, hasta morir por él. Su muerte destruyó a la misma muerte, porque aquélla iba cargada de amor. Sigue leyendo

¿Debemos permanecer en silencio?

Por Keith A. Burton
https://jonasberea.wordpress.com/

silence«Entonces también ellos le responderán diciendo: “Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, sediento, forastero, desnudo, enfermo o en la cárcel, y no te servimos?” Entonces les responderá diciendo: “De cierto os digo que en cuanto no lo hicisteis a uno de estos más pequeños, tampoco a mí lo hicisteis”» (Mateo 25: 44-45). Sigue leyendo

Cuándo orar

Por Joel Barrios
https://jonasberea.wordpress.com/

Nicolaes Maes, Anciana orando (c. 1656), también conocido como Oración sin fin“Cuando sentimos que hemos pecado y no podemos orar, ése es el momento de orar. Podemos estar avergonzados y profundamente humillados, pero debemos orar y creer. ‘Palabra fiel y digna de ser recibida por todos: que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero’. El perdón, la reconciliación con Dios, no nos llegan como recompensa de nuestras obras, ni se otorgan por méritos de hombres pecaminosos, sino que son una dádiva que se nos concede a causa de la justicia inmaculada de Cristo” (E. G. White, El discurso maestro de Jesucristo, cap. 5). Sigue leyendo

El perdón

Por Joel Barrios
https://jonasberea.wordpress.com/

Lora Shelley, ConsolationLas exigencias del discipulado son imposibles de alcanzar por nosotros mismos: lee la siguiente cita:

“El que no perdona suprime el único conducto por el cual puede recibir la misericordia de Dios. No debemos pensar que, a menos que confiesen su culpa los que nos han hecho daño, tenemos razón para no perdonarlos. Sin duda, es su deber humillar sus corazones por el arrepentimiento y la confesión; pero hemos de tener un espíritu compasivo hacia los que han pecado contra nosotros, confiesen o no sus faltas. Por mucho que nos hayan ofendido, no debemos pensar de continuo en los agravios que hemos sufrido ni compadecernos de nosotros mismos por los daños. Así como esperamos que Dios nos perdone nuestras ofensas, debemos perdonar a todos los que nos han hecho mal” (E. G. White, El discurso maestro de Jesucristo, cap. 5). Sigue leyendo